Sombra da la peña, y el árbol, leña.

Significado

Dice que en casi todo, si se acierta, puede hallarse gratificante complacencia. Cuéntase que el amigo de un prelado, en ocasión de entrar con éste en el jardín de la casa episcopal, exclamó: «¡Ea! Veo, monseñor, que sabéis conciliar lo útil con lo agradable.» A lo que respondió el obispo: «Es que para mí sólo en lo útil está lo agradable.».

Términos

Literales: sombra da, peña, árbol, leña.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.