No hay peor sordo que el que no quiere oír.

Significado

Señala que es inútil obstinarse en persuadir a quien, con tozudez y manifiesta malicia, rehúsa aceptar cuantas explicaciones se le dan.

Términos

Literales: no hay peor sordo, no quiere oír.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.