A rey muerto, rey puesto.

Significado

Se dice para afirmar la continuidad regular de lo que está bien asentado en la costumbre, como ocurre con el encadenamiento dinástico. También se utiliza con frecuencia para poner de manifiesto que nadie es imprescindible.

Términos

Literales: rey muerto, rey puesto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.